“Trátenme como persona”: la súplica del Marro en la cárcel

José Antonio Yépez, presunto líder del Cártel Santa Rosa de Lima dedicado al robo de combustible, dejó a un lado la violencia para pedir a la autoridad que sea tratado como a un ser humano


José Antonio Yépez “El Marro”, el cruel líder del Cártel de Santa Rosa de Lima, en Guanajuato, México, dejó a un lado las malas palabras y la agresividad para suplicar este miércoles que se le “trate como persona”.

El ruego de “El Marro” ocurrió durante su audiencia remota de casi tres horas en la que fue vinculado a proceso por robo de hidrocarburos a Petróleos Mexicanos (Pemex) mediante tomas clandestinas.

“Ya que no estoy en un Cereso de mi Estado, que no se me individualice en el tiempo que dure el proceso, que no se me trate... que no se me tenga en una zona aislada, no tengo nada contra nadie. No hice nada a nadie, que se me trate como una persona”, dijo el presunto criminal al finalizar la audiencia, de acuerdo con el diario Reforma.

El acusado se encuentra en el penal de máxima seguridad El Altiplano.

Pese a que está catalogada como una prisión de máxima seguridad, la vulnerabilidad de El Altiplano quedó en evidencia el 11 de julio de 2015, cuando Joaquín “El Chapo” Guzmán escapó de la prisión a través de un túnel.

El personal que trabaja en esas instalaciones está fuertemente armado y entrenado contra cualquier tipo de evento que pudiera suceder tanto dentro como fuera del penal.

Este penal mexiquense alberga a varios de los más peligrosos criminales en México y fue del que alguna vez se escapó Joaquín “El Chapo” Guzmán hace casi cinco años.

La lucha entre “El Marro” y Nemesio Oseguera “El Mencho” del Cártel Jalisco Nueva Generación por el control de Guanajuato ha hecho de la entidad un campo de batalla con miles de personas asesinadas.

De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), en Guanajuato ocurrieron 4,494 asesinatos de enero a diciembre de 2019. De ellos, 2775 fueron homicidios dolosos y en 2,261 casos intervino un arma de fuego.

Ahora detenido, “El Marro” afirma tener buena conducta.

“Sí hice lo que hice o no lo hice es otra cosa, que no se me tenga aislado, no soy indisciplinado, si se puede señoría, es lo que quería manifestar”, expuso el acusado.

“No le he hecho nada a nadie”, aseguró.

La sudadera de Yépez esta vez era beige y no la gris que portaba cuando lo detuvieron, un modelo de la marca Puma que llega a costar hasta 5,000 pesos.

“El Marro” usaba cubrebocas y audífonos mientras pedía que no tuviera “máxima seguridad dentro de la máxima seguridad”, relató el diario mexicano.

El juez explicó que el acusado será tratado como probable responsable no como culpable, por lo cual se le tratará como indica la ley. Añadió que si tiene alguna petición debe hacerla a través de su abogado o el juzgado para, en su caso, hacer recomendaciones al centro de reclusión.

El caso

La defensa de “El Marro” desechó cada una de las acusaciones de los fiscales federales al argumentar que las pruebas están basadas en denuncias anónimas, en medios de información e interpretaciones de los agentes.

El juez sostuvo que todos esos elementos constituían la prueba de la responsabilidad del acusado.

La Fiscalía pidió que sean tres meses de investigación pero la defensa quiere que sólo sean dos.

El próximo 7 de octubre vencerá el plazo para concluir la investigación y continuar con el proceso, que obtuvo prisión preventiva oficiosa como medida cautelar.
Share on Google Plus

About Miguel Carrillo Lozano

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment